Año nuevo, vida…¿nueva?

Bueno, el 2010 se fue como si nada, el tiempo, para mi, literalmente voló, para bien o para mal, el año se pasó, con cosas positivas y muy buenas en su camino y otras que aun no toman forma, pero que, estoy seguro, en algún momento de mi vida la tomarán.
Ahora, lo de vida nueva, pues no creo que vaya mucho conmigo, en realidad, no estoy buscando una vida nueva, hay personas que quieren irse a otro país, para comenzar una vida nueva, para empezar de cero. Pero me pregunto, porqué abandonar todo lo que conoces acá, para convertirte en un extraño, en un extranjero, que no sabe, no conoce como son las cosas en ese nuevo lugar.
No, eso no es para mi, yo pienso y creo que uno puede luchar y formarse un nuevo y mejor camino acá.
¿Qué hace falta para lograrlo? Voluntad, esa es una de las cosas más importantes, el deseo de hacer cambios, aunque sean pequeño y parecieran insignificantes, pero que a la larga, o en ocasiones en un tiempo más corto de lo esperado, dan resultados.
De mi parte, como casi todo el mundo, tengo metas, sencillas, pero que están bajo mi propio control, lo cual es bueno porque así seré yo el responsable del éxito o fracaso de mis metas.
Tengo otras metas en las cuales involucro otras personas, que son más colectivas, pero que de igual forma, yo tengo mucho que ver en el cumplimento de ellas.
Caminar a diario, comer mejor, pasar más tiempo con mi familia, leer más, volver a escribir en mi Blog para desoxidarme…son solo algunas de las cosas que quiero hacer y que están bajo mi control.
Estoy convencido que de mi dependerá, en buena medida, el cómo yo reciba los últimos días del 2011, y espero que todos ustedes puedan decir a finales de este año, o principios del 2012, que ustedes también lograron sus metas.

Anuncios

Control de estrés.

Cuesta, definitivamente no es fácil controlar el estrés. Trabajamos y vivimos bajo un sistema que está pensado para sacar el máximo rendimiento de las personas, para exprimir hasta la última gota de nuestra creatividad, inteligencia, capacidad física, mental y para colomo de males, eso no es suficiente, siempre quieren más.
Y esa filosofía de trabajar, trabajar y trabajar, no es exclusiva de quienes trabajamos. Niños, adolescentes, todos estamos presionados por el exceso de trabajo y cargas académicas o de otro tipo.
Y no se si es porque, obviamente, estoy haciendome más viejo que siento esta presión, pero hace unos tres años, antes de la “crisis” económica, la vida no era tan apretada y estresada como hoy. Conozco personas que tienen menos de 25 años y han sufrido de parálisis facial o han tenido síntomas de derrames por el exceso de estrés. Migrañas y dolores estomacales que están ligados al puro estrés.
Los médico y expertos dicen, no se preocupe, tómela tranquila, relájese… pero, como ya dije, no es fácil, sin embargo hay que procurar relajarse o encontrar algo que te relaje.
Desde ver televisión, escuchar música, platicar, leer, caminar, cocinar, lo que sea, hay que encontrar algo que te distraiga y te relaje, dedicale por lo menos 30 minutos al día a una actividad que te desestrese.
Si por obvias razones no puedes tomarte esa media hora de contínuo, hazlo dividido, durante el día, antes de comenzar tus labores, 10 minutos, a la hora de tu almuerzo, otros 10 minutos antes de dormir, o después de la cena, en fin, arma tu propio horario…y no olvides que debes acompañar esas actividades con oraciones a Dios, orar y descargar los problemas sobre nuestro creador, nos ayudará mucho, inténtalo.
Buen día.

¿Y ahora que no está Manyula?

Murió Manyula, la elefanta que por casi 60 años fue el símbolo más representativo del zoológico nacional. La pregunta que ahora surge es, ¿y ahora que no estará Manyula? ¿qué harán, comprarán un nuevo elefante, cuál será el animal que se volverá emblema del zoo?
Obviamente, el zoológico no será lo mismo, creo que la gran mayoría de personas, niños y adultos que lo visitan, van principalmente por ver a Manyula, ¿pero ahora?.
Para empezar, creo que antes de pensar en conseguir un nuevo elefante, se debería de pensar en mover el zoológico de lugar. Lo mejor sería trasladarlo a una parte fuera de San Salvador, o de la ciudad por lo menos, en donde los animales estén expuestos a un ambiente más acorde a ellos. Algún otro departamento, al que incluso le ayudaría para que se volviera un nuevo atractivo turístico.
Sería bueno implementar programas para ayudar a los animalitos, como adopta un animal, en el que mensualmente se done una cantidad de plata para el mantenimiento del animal, así como su jaula, y del lugar en general.
Pero bueno, el punto principal es que Manyula murió, y definitivamente, ha causado una gran conmoción su pérdida, espero que las autoridades tomen decisiones correctas, que beneficien a las personas, pero principalmente, a los animales.

Trabajar para vivir

Hoy en día, esa frase no tiene validez alguna, lo que las empresas y los jefes piensan es que una persona vive para trabajar, quieren que te pases el día encerrado en tu oficina, o rompiendote la espalda, por un sueldo que no alcanza para cubrir a veces las necesidades básicas, o que no te permite planificar para el futuro, o aspirar a algo más, como querer tener tu propia casa, o querer que tus hijos estudien en una buena escuela, o salir de paseo a un lugar bonito con tu familia o esposa o quizá solo quieras vivir menos apretado.
“El que gana más, gasta más”. así piensan los que tienen dinero o los que ganan una buena plata, pero que no quieren que otros reciban los mismos ingresos que ellos.
Realmente, esa forma de pensar no me parece justa. Pero, en un sistema como este, nada es justo, y nada será justo nunca.
Sin embargo, mi punto en este post, no es hablar de otros o criticar el sistema, quiero poner en claro que yo sí quiero trabajar, pero con el fin de poder vivir y disfrutar de las cosas que una vida sana, ordenada y decente me ofrece.
Me refiero, a una casita bonita, en la que pueda pasar tiempo de calidad con mi familia, poder disfrutar de una comida en compañía de las personas que amo, en mi casa, poder hacer las cosas que me gustan, como poder reunirme con mis amigos a cantar y tocar la guitarra, o salir a tomar fotografías o qué se yo, poder hacer cosas agradables, dedicar más tiempo de calidad a nuestro creador, que nos da miles de bendiciones a diario, pero pareciera que a veces, perdemos eso, todos lo pierden, la visión de que lo que más necesitamos es unidad, felicidad, estar rodeados de las personas que amamos.
Tenemos que esforzarnos por lo que realmente importante, y en nuestras posibilidades, disfrutar del duro esfuerzo y trabajo que a diario hacemos, por nostros y por nuestra familia.

¿Ya se va papito?, ¡salú pues!…Murió Chirajito

Otro grande de la farándula guanaca se nos fue. Aristídes Samper, mejor conocido como Chirajito el payaso que por más de cinco décadas llevó “alegría a toditos los rincones de mi tierra El Salvador” a traves del programa de televisión “Jardín Infantil” que se transmitía por canal 2, murió el viernes 22 de enero de 2010 a la 1:15 de la tarde, luego de sos semanas de permanecer hospitalizado luego que tuviera complicaciones en su corazón.

Pero bueno, esta noticia me trae a la memoria una anécdota de mi niñéz, y es que, creo yo, que una de las ilusiones de todo niño que vio ese programa, era ir a Jardín Infantil, concursar, cantar con el tio periquito, chirajito, prontito y pizarrín, todas las canciones del programa y vivir esa experiencia.
Pues resulta que yo nunca tuve la oportunidad de ir a Jardín Infantil, aunque sí estuve muy cerca de entrar.
Yo tenía aproximadamente 8 años de edad, así que era más o menos el año 87 u 88. Mi papá, quien fue profesor de música por mucho tiempo y trabajó con colegios y tuvo su propia academia, no se porqué o por quién, lo invitaron para que fuera con un grupo de sus alumnos al programa Jardín Infantil.
Cuando llegó a la casa a contarnos que en dos semanas tenía que ir al programa para presentar una canción con el grupo de alumnos allí, ¡en vivo!.
Creo que para ese entonces fue una de las mejores noticias que pude haber escuchado, y por supuesto, le pedí a mi papá que por nada del mundo se le olvidara llevarme, era la oportunidad de mi vida, ir Jardín Infantil y conocer a los personajes, nombre qué loco.
Bueno, finalmente se llegó el día, como era domingo y comenzaba temprano, pues salimos temprano de la casa, los demás alumnos de mi papá ya estaban en el canal. En el lugar nos dijeron que teníamos que esperar así que nos mandaron a un lugar que estaba detrás del escenario.
Yo, por supuesto, impaciente, le preguntaba a mi papá que a qué hora me iban a pasar con los demás niños, quería estar allí gritando y cantando, pero mi papá solo me decía que esperara. Para mi, por supuesto esas palabras no me calmaban, yo sentía que el tiempo pasaba y que nunca me dejaban pasar, no entendía.
Bueno, de repente llamaron a mi papá y a los alumnos de él. Yo me puse en la fila para entrar, pero mi sorpresa fue que mi propio padre me dijo, “quedate acá”, 😮
Claro que me quedé perplejo, yo solo recuerdo que medio alcancé a asomar la cabeza por una cortina y quedé cegado por las luces que iluminaban el estudio, pero en eso, vi a Tio Periquito y a Chirajito, parados platicando frente a mi, les sonreí y ellos me saludaron, pero justo cuando me quise meter, alguien me agarró del brazo y me dijo, quedate acá niño.
La actuación de mi papá pasó volando, alguien lo entrevistó, (creo que chirajito y pizarrín), y luego lo despacharon.
Inmediatamente sacaron sus cosas, el agradeicó el tiempo y pues ni modo, de regreso a casa, el programa no había terminado pero no se si mi papá no se quería quedar o no nos invitaron a quedarnos, lo que sí se es que no nos quedamos. No creo haber llorado, pueda que sí, pero igual por lo menos estuve cerca de los personajes.
Un par de años después vino otro personaje que tuvo un programa que se volvió muy popular, El show del Tio Memo, a ese fui tres veces y participé en concurso en donde gané carritos y otras cosas, pero ese asunto se los platico otro día.

La primera década del siglo XXI

Increíble, siento que fue ayer cuando todo el mundo estaba hablando del Y2K, el supuesto colapso que los sistemas electrónicos sufrirían cuando los contadores marcaran el año 2000. Por supuesto, nada pasó, se quedó en noticias amarillistas, guiones para películas, y chistes, más nada.
Y como nada, el tiempo, los años, la primera década del 2000 se pasó, y con ella miles de sucesos que nos han marcado, a unos más que a otros, y que pues han servido para difinir el rumbo que nuestras vidas tomarán.
En mi caso, esta década dejó varios cambios, me casé y eso me ha hecho cambiar la forma de ver mi vida, he dejado de ser un “cipote” o muchacho, para tener más responsabilidades, de hogar, en el trabajo, en la vida, como esposo, como hombre y cristiano también.
Con mi esposa estamos trabajando para forjar nuestro futuro, un futuro feliz, un futuro en el que queremos que nuestras familias y nuestros amigos, estén incluídos y en el que la vida cristiana sea la que nos guíe en esos buebos motivos y deseos.

Por supuesto, como siempre, hay metas que uno se traza para cada año entrante, en esta ocasión, no solo queremos trazarnos metas para un año, sino también para los próximos diez años, tomando en cuenta que literalmente el tiempo pasa volando, hay que pensar ahoraa largo plazo.
Entre las metas que me he planteado personalmente está la de fortalecer nuestro matrimonio, nuestra familia y claro, lo más importante, nuestra relación con Dios. Sin Dios en esta vida no somos nada, por lo que hay que tenerlo en primer lugar siempre.

La década del 2000, me ha dejado y quitado muchas cosas, familia, amigos, malos y buenos hábitos, enseñanzas, etc. y creo que todos debemos ver con la cara en alto hacia el futuro, para que sin importar lo que venga, bueno o malo, lo recibamos y lo pasemos de la mejor manera.

Espero poder estar más activo en mi blog, espero poder conservar mi trabajo, hacer las cosas bien, y espero poder ser mejor persona cada día.
Espero que todos los que han leido lo que acá escribo, los que han comentado y todas las personas en general estén bien, y que las cosas les salgan bien.
Nos vemos.

Batalla de las Américas

batalla
Primero que nada, tengo que decir que el tiempo que paso viendo televisión es muy corto, es poco, por eso no tengo servicio de televisión por cable y me toca ver la programación local.
Un día de estos, pasando los 11 canales a los que hay acceso, estaban dando un “Reality Show” llamado Batalla de las Américas, del cual seguramente, varios sabrán de qué trata, pero para los que no les resumo. Resulta que están buscando hacer la banda Menudo de nevo, pero con cantantes de diferentes países del Continente, por eso hay, creo, un representante de cada país de América, (hay un salvadoreño incluso).
Pero bueno, el punto es que en el momento en que lo vi, estaba por cantar uno de los participantes, de Argentina, no recuerdo y realmente no me interesa como se llama el tipo ese, el man estaba vestido con un traje de buzo, llevaba puestas las aletas incluso, máscara y snorkel, y una regadera en la mano, la canción que interpretaría sería “La Flaca”, de Jarabe de Palo. Bueno, el tipo comenzó a “cantar”, desde el principio, el man no sabía lo que hacía, aunque no iba del todo descompasado, no encontró el tono de la canción en ningún momento, fue totalmente, desentonado, desafinado y la peor interpretación que he escuchado sobre esa canción, pésimo, horrible.
Mi sorpresa fue, que al final de cantar, los jueces, entre los que está el Julio Iglesias Jr. y fue él quien le dijo, que le había gustado su interpretación, absurdo, es ridículo, vi un par de presentaciónes más, y no entiendo, ninguno de los “cantantes” que vi allí puede cantar, son malos, malísimos cantantes, y los jueces han de tener un oído arruinado, o les pagan por darles paja, pero solo tienen halagos para ellos.
Y en esto de los malos intérpretes se va incluso el salvadoreño, que canta horrible. Pero bueno, creo que es el peor programa de talentos que he visto y a los peores cantantes que he escuchado.